miércoles, 29 de septiembre de 2010

Héroes

Érase una vez, un artista virtuoso,
un poeta, un escritor,
un cantante maravilloso.
Era un tipo afortunado y rico,
quizás no muy generoso,
con anillos en los dedos,
y un talento un tanto odioso.
Camina muy despacio por la Gran Avenida
chasqueando sus zapatos, sonrie a quién le mira.
Se levanta tarde, trabaja a jornada reducida
y por una entrevista deja tiradas a sus mejores amigas.
....

''Su vida iba sobre ruedas, un trabajo estable
un novio amable, amigas siempre cerca para echar un cable.
Todo ocurrió una tarde, un accidente,
aquel borracho iba al volante y, sin más, cortó su futuro cual sable.
Su vida, ahora sobre ruedas ¡SÍ! las de una silla,
a veces se la ve tranquila pero entre el silencio chilla.
Maldice su maldición a solas, en su habitación,
su novio se fué con otra en busca de la pasión perdida.
La herida no es mortal y debe buscar la salida,
lucha, aunque se siente en paz tan solo cuando está dormida.
La ciudad no es distinta acaso,
pero cada escalón sabe a fracaso si le sale al paso,
no hay ocaso si la puerta de flaqueza es tu riqueza.
Ellá es tozuda y se mueve por las calles con soltura.
Un nuevo amor la mima si se siente endeble,
no firma autógrafos a nadie pero tiene alma de héroe''





.... Los mayores héroes son desconocidos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario